sábado, 26 de diciembre de 2015

El Emprendedor y Peter Drucker

Peter Drucker es considerado por muchos como el máximo exponente de la gerencia moderna y postmoderna, gracias a sus estudios la gerencia se empezó a ver como una ciencia que permite amalgamar las diversas disciplinas implicadas en el proceso de la gestión gerencial.

domingo, 20 de diciembre de 2015

La Gerencia Postmoderna: El Kobayashi Maru

El Kobayashi Maru es una prueba académica de simulación en el universo ficticio de Star Trek. Se trata de un entrenamiento de la Flota Estelar de estilo "Situación nadie gana" designada para poner a prueba el carácter de los cadetes de la Academia de la Flota Estelar y ofrecerles un enfrentamiento a la muerte que pruebe su carácter. La prueba del Kobayashi Maru fue por primera vez descrita en la escena inicial de la película Star Trek II: La ira de Khan y también apareció en la película Star Trek de 2009. Además, en Star Trek VI: aquel país desconocido el personaje de Dr. McCoy refiere esta prueba como un ejemplo de escenario de "victoria imposible" cuando él y el Capitán Kirk se enfrentan. El nombre de la prueba también es frecuentemente usado por los aficionados de la saga o aquellos familiarizados con aquella para describir un escenario de no victoria o una solución que implica redefinir un problema.


La gerencia actual, atraviesa por múltiples y complejos problemas, debido a la competitividad de los mercados y a un mundo global interconectado en redes, no sucede nada que al momento todos se enteren en cuestión de segundo, la teoría del caos del E. Morin permite enfrentar a la gerencia con lo complejo, la transdisciplinaridad de las ciencias gerenciales también permite que los gerentes que están  actualizados con las nuevas disciplinas emergentes logren evoluciones y avanzar dentro de las organizaciones y conseguir los objetivos comunes.

Entonces, gerente postmoderno tienes el suficiente carácter para enfrentar lo complejo del mundo actual a favor del talento humano de las organizaciones y en beneficio de los intereses organizacionales para remar en conjunto hacia una meta común.
Fuente: https://es.wikipedia.org/wiki/Kobayashi_Maru

martes, 15 de diciembre de 2015

Siempre Tráiganme un 10

Interesante articulo de :

Todos hemos tenidos esas reuniones incómodas con clientes donde uno sabe que está en problemas. La sensación no es muy diferente a la de un niño cuando está en problemas frente a sus padres, pero no puede saber exactamente por qué.
Un par de años atrás, recibí un correo electrónico como esos. Mi cliente me invitó a desayunar para “hablar sobre algunas cosas”. Generalmente, la agencia es la que toma la iniciativa en los “check-ins”. Pero esta vez vino de parte del cliente, y tuvo la ambigüedad necesaria para saber que las cosas no estaban geniales.
Con un poco de ansiedad, fui al desayuno. Al final del mismo, salí con una lección que me guió a lo largo de mi carrera.       
La lección fue la siguiente: dejen de presentarme trabajos que piensen que les voy a comprar.
El problema, el explicó, fue que cuando empezamos a trabajar juntos todo lo que le llevábamos era un 10. El pensamiento, la creatividad, la energía. Todo lo que hacíamos valía un 10. Luego, a medida que el trabajo avanza, los bordes comienzan a desafilarse y el trabajo se convierte en un 7. El dijo, así es como funciona.
Luego de unos años de trabajar juntos, nuestras organizaciones comienzan a conocerse unas con otras. Empezamos a estar cómodos unos con otros. Esa comodidad se convirtió en un problema. El punto de mi cliente era que le estábamos entregando pensamientos y creatividad que creíamos que nos iba a comprar. Entonces, le llevaríamos un 7 porque eso es lo que nos comprarían.
La conciencia propia del proceso de la organización demostró el peligro de llevar un 7. El dijo, vamos a bajar 3 puntos si continuamos con este sistema. Y al final, ya no tenemos un 7, ahora tenemos un 4. Eso, él dijo, y yo lo sabía, es inaceptable.
La lección fue clara: siempre traigan un 10. Cualquier cosa menos y ustedes no están haciendo su trabajo. Más allá de eso, si nos traen algo inferior, su trabajo está en riesgo.
La historia tiene un final feliz porque nadie quiere sentir que se está estancando. El empuje que nos dio el cliente para hacer más fue una dosis de energía y un desafío para el equipo.

Los clientes tienen razón en empujar
Las agencias cobran un arancel por sus servicios. Y, en un mundo de responsabilidad constante, las agencias deben probar lo que valen a diario. Cualquier cosa menor a 10, y los clientes se preguntarán sobre el valor de la agencia.
En el ambiente empresarial luego de la recesión, no se tolera el fracaso. Las presiones que enfrentan los departamentos de marketing son abrumadoras. En este tipo de ambientes el único socio exitoso de las agencias es aquel que comparte el mismo sentido de responsabilidad. Presentar el trabajo fácil que creemos que nos van comprar no es ser un buen socio, es actuar como un socio muy fácil de reemplazar.

Los 10 requieren de asociación
Tener la seguridad de presentar y solicitar un 10 requiere confianza. Presentar trabajos que están para un 10 rara vez es fácil. Desafía a las personas, desafía el pensamiento, desafía la convicción. Por eso es un 10. Pero, eso también significa que viene con conflictos, desafíos y debates. Las agencias asociadas fuertes le dan la bienvenida a esos debates y desafíos.
Las mejores relaciones cliente/agencia se basan en tener esos debates porque se enfocan en lograr y exceder un objetivo empresarial compartido. Únicamente con ese objetivo compartido es que uno puede estar seguro que un debate con sentido va a resultar en un gran trabajo.

Lo logró?
Las relaciones cliente/agencia no duran para siempre. De hecho, la mayoría promedian menos de cinco años. Existen un sin fin de razones para ello. Pero, a veces las agencias necesitan mirarse en el espejo. Mantuvieron su lado de la relación? Fueron complacientes? Las cosas se volvieron familiares y automáticas? De ser así, es muy probable que ya no estuviesen llevando un 10.
Una señal de un 10 entra a la sala nervioso. Sus manos deberían transpirar un poco a medida que dan su presentación. Debe haber un debate sobre su trabajo, no aceptación a ciegas. Debe haber cierta sorpresa en la sala, no familiaridad. Cada vez que entran a una sala, debe sentirse como la primera vez.
Si así es como se sienten, felicitaciones, lo están haciendo bien.

miércoles, 9 de diciembre de 2015

La Gerencia Postmoderna y el Efecto Pigmalión


Cuenta una vieja leyenda de la mitología griega, que había una vez un Rey llamado Pigmalión, en una oportunidad este esculpió una estatua con la figura de su mujer perfecta, lo que era para él la mujer ideal. Al Rey Pigmalión le gustó tanto su obra que quiso con todas sus fuerzas, que la misma se convirtiera en realidad. 

El deseo fue tan fuerte que hizo todo a su alcance para poder conseguirlo. Inclusive le pidió ayuda a Venus, la diosa del amor, la cual colaboró en que su sueño se hiciera realidad.






El gerente postmoderno tiene la oportunidad de aprovechar este efecto para que sus asociados del talento humano actúen de acuerdo a los intereses y objetivos de la Organización de forma favorable, es decir la consecución de los organizacionales de manera positiva.

lunes, 7 de diciembre de 2015

Henry Ford


El 12 de agosto de 1908, la fábrica de la Ford Motor Company de la ciudad norteamericana de Detroit, fundada cinco años antes por el industrial Henry Ford, puso a la venta el primer modelo Ford T, un vehículo de dos plazas destinado al gran público.

Dotado de un motor de cuatro cilindros, el Lizzie era un vehículo de limitada potencia y velocidad media, pero estaba pensado para gozar de una larga vida de funcionamiento.

martes, 1 de diciembre de 2015

¿Qué significa coachee?

Es  aquella persona que en un proceso de coaching, recibe por parte de un coach que lo acompaña los conocimientos y herramientas necesarias para que desde su interioridad pueda desarrollar todo su potencial y mejorar su vida profesional y/o personal.



¿Crees que Eres Líder?

Imagen extraída de Linkedin